Pablo Orozco de la Garza
"Víctor Romo quiere ser alcalde porque trae juicios abiertos"
El candidato a alcalde en Miguel Hidalgo expuso a LPO lo que lo diferencia de los políticos del sistema y su lucha contra la trata.

 Pablo Orozco de la Garza no es un político. Su trayectoria ha sido como empresario educativo y activista en organizaciones de la sociedad civil, principalmente en la lucha contra la trata de personas. Estudió Ciencias Políticas y Administración Pública en la Ibero.

Su madre es la panista Rosi Orozco, quien desde hace años ha encabezado la legislación para combatir la trata desde el Congreso y desde sus fundaciones.

Las prioridades del candidato quedan claras desde que arrancamos la conversación: combatir la desigualdad en una de las alcaldías con mayores contrastes de la ciudad, "donde vive uno de los hombres más ricos del mundo y al mismo tiempo existe una ciudad perdida en Tacubaya con 150 familias viviendo en terribles condiciones". Detener la trata de personas desde la alcaldía, reducir la delincuencia a través de la unidad vecinal y la prevención, y conducir una campaña que no traicione sus principios.

"Hay cosas más importantes que los votos", me explica desde el otro lado de la mesa. De ahí que se niegue a disfrazarse de político y asista a sus eventos en jeans y camisas "de civil", y no el tradicional traje o la polo con el nombre del candidato y los colores del partido.

"Yo no voy a aceptar financiamiento de constructoras, por ejemplo, que son quienes están pagando las campañas acá, y quienes están interesados en aprovecharse de la Miguel Hidalgo y la han dañado mucho. Mi actitud es ‘candidato de un partido, gobierno de todos'".

¿Cuéntame por qué te interesó entrar a la política?

No fue una oportunidad que yo estuviera buscando, pero me invitaron, se abrió la puerta, me dijeron que querían proponerme como candidato. Al principio no estaba convencido, en la política hay que saber a qué vas, saber qué quieres lograr, qué quieres cambiar. Para mí es un proyecto para cambiar las cosas. Es fácil volverte un político más, parte del sistema.

José Luis Preciado tiene moteles. José Luis Preciado está detrás de las fiestas que se hicieron en el grupo del Senado del PAN con mujeres. Él tiene gente en Migración que cobraba por las visas de mujeres que traían de otros países; casos como el del portal de prostitución Zona Divas

En caso de que no ganes la elección, ¿estás pensando perseguir otro cargo o continuar con tu carrera política?

Probablemente no. No es algo que me interese perseguir. Quiero crear ese albergue para personas en situación de calle, gane o no. Quiero buscar alguna solución a los problemas mas urgentes en Miguel Hidalgo, como la ciudad perdida de Tacubaya, la gente que vive en lo vagones en la zona del ferrocarril. Hemos crecido muy fuerte. Soy el candidato que más ha crecido en Miguel Hidalgo, hemos duplicado la intención de voto. Toca seguir haciendo mi trabajo desde el tipo de campaña honesta que he decidido hacer. Si eso da para ganar, que padre, y si no, seguir con mi trabajo social.

Tu mamá tiene una trayectoria muy larga trabajando desde la sociedad civil y con ONGs. El año pasado la acusaron de malos manejos, a ella y a otros miembros de tu familia. ¿Cómo va ese asunto? ¿Existen procesos abiertos?

Fueron acusaciones que salieron del mismo PAN. No hay una sola investigación, fue una investigación de Google y basada en mentiras. Llegaron a decir que el Gobierno nos regaló doce casas, y digo, mis papás no tienen una casa, y yo tampoco. Yo rento. Ellos no tienen propiedades. Ninguna de las fundaciones en las que participamos ha tenido donaciones o proyectos de Gobierno, es falso. Fue una acusación política, que salió de alguien que ha querido cambiar la ley contra la trata a favor de los tratantes. Fue una de las cosas que me desencantaron del PAN, este par de senadores que abiertamente se nota que están defendiendo a tratantes.

¿A qué senadores te refieres?

Adriana Dávila y José Luis Preciado.

Que sientes que tienen intereses en el negocio de la trata.

Así es. Ha sido una obsesión de ellos destruir la ley contra la trata. Empezaron queriendo reformar como el 70% de la ley, y lo han ido bajando porque hemos hecho un combate fuerte desde la sociedad civil. Y sí, José Luis Preciado tiene moteles. José Luis Preciado está detrás de las fiestas que se hicieron en el grupo del Senado del PAN con mujeres. Él tiene gente en Migración que cobraba por las visas de mujeres que traían de otros países; casos como el del portal de prostitución Zona Divas. Adriana Dávila es alguien que yo no sé si está vinculada a la trata o sólo es un tema de ego. El día que llegó al Senado ella dijo "a ver, la gente tiene que entender que el tiempo de Rosi Orozco ya pasó, y hay nuevas voces en el tema de trata".

Hablando de Zona Divas, detuvieron a una señora y la presentaron como la mente maestra detrás del portal. ¿Te parece que falta algo por escarbar en ese caso?

Por supuesto. No conozco demasiado del caso, pero por lo que leí sé que esta persona es quien estaba cuidando a las chavas, pero obviamente hay muchos intereses detrás. Políticos y económicos. Es una página web que estuvo muy protegida, y la investigación se hizo en colaboración con Estados Unidos. Se tuvo que hacer de esa manera. Hubo un reportaje que narraba cómo en los operativos contra Zona Divas hubo agentes de la Policía Federal que les daban el pitazo, y la gente de la Procuraduría del Estado de México tenía las grabaciones. Es un caso que visibiliza lo grande que es la trata de personas, y está a todos los niveles. Hay que combatirla. Al final los resultados de Rosi Orozco están ahí: más de 250 víctimas reintegradas a la sociedad. Operativos policiacos que se han hecho gracias a su presión por todo el país. Hay 1,200 sentencias de tratantes, con una ley que se logró en 2012. Ha habido un avance impresionante.

Se necesita mayor sensibilidad. Yo quiero empezar por hacer un albergue para personas en situación de calle, por lo menos ofrecer cien camas y cien cenas cada noche. Hay que empezar con las personas con quienes como sociedad hemos sido más injustos; luchar contra la desigualdad

Entiendo que estuviste un tiempo en la Secretaría de Gobernación de Poire cuando eras más joven y luego saliste de Gobierno. ¿Qué estuviste haciendo desde entonces?

Estos años me he dedicado a una universidad que empezamos en 2012. Tenemos dos carreras, comunicación y administración. Cuando salí de Gobernación tomé el proyecto. Hemos tenido ya cinco generaciones en el Colegio de Estudios Superiores de México. Es un proyecto que está enfocado a ofrecer oportunidades para los jóvenes, la mayoría están becados. La idea es hacer educación innovadora y de calidad a un precio justo. También tengo una agencia de diseño gráfico.

¿Por qué quieres ser el alcalde en Miguel Hidalgo?

La realidad es que no me gusta cómo están las cosas en la delegación. No me gustan los gobiernos que tenemos. He visto desde el chavito que está en un partido desde los 16 años y entonces lo enseñan a hablar como un político y a pensar como un político. Una vez en Gobernación llegaron mamás de personas desaparecidas a hacer huelga de hambre y protestas por sus familiares, y adentro de la Secretaría lo que se escuchaba era "estas señoras nada más vienen a sacar lana, o a armarla de pedo". Después me tocó conocerlas. Conocer su lucha, los años que pasaron buscando a sus hijas. Darme cuenta de esas diferentes perspectivas me hizo entender que la política tiene que cambiar.

¿Cuáles son tus prioridades para la alcaldía?

Se necesita mayor sensibilidad. Yo quiero empezar por hacer un albergue para personas en situación de calle, por lo menos ofrecer cien camas y cien cenas cada noche. Yo participé en uno de estos albergues. Hay que empezar con las personas con quienes como sociedad hemos sido más injustos; luchar contra la desigualdad.

¿En materia de seguridad, cómo ves la situación en Miguel Hidalgo?

Es grave. Pasamos de ser una de las más seguras a una de las más inseguras de la ciudad. Hay que meterle mucha atención y empezar desde la prevención, trabajando desde las escuelas el combate a las adicciones a la delincuencia; trabajar en las colonias y crear comunidad. Yo creo que una de las cosas que hacen la diferencia es el sentido de comunidad. Defenderse y cuidarse entre vecinos.

Hace falta también cambiar las condiciones de las policías. Tienen sueldos muy bajos, no tienen seguridad social para sus familias, un equipo poco funcional y además les cobran el uso de las patrullas.

¿Y el crimen organizado?

Hay una situación fuerte de narcomenudeo, obviamente vinculado a grupos de delincuencia organizada. El otro día estuve en la colonia Argentina Antigua. Tuvimos una reunión vecinal y en la casa de junto había una casa de seguridad del crimen organizado. Llegamos y nos advirtieron que sí podíamos tener nuestra reunión pero que no podíamos tomar fotos ni video y que por favor nos fuéramos rápido. Veíamos como entraban y salían chavos con motos, y lo triste es que los vecinos tienen que vivir ahí, con miedo y en silencio. El otro día Magui Fisher le dijo a alguien en Twitter que si sabía donde había narcomenudeo y no lo denunciaba eso lo hacía cómplice. Me dio coraje. La gente vive con miedo, han denunciado y nunca pasa nada. No podemos pedirle a la gente que arriesgue su vida. Falta sensibilidad.

Yo soy de formación cristiana, pero sí creo que esos valores cristianos los aplico a mi vida personal. Cada quien cree en lo que cree. Jamás le pediría a alguien abortar, sin embargo, es una decisión muy personal. Creo mucho más en prevenir los embarazos no deseados

Sé que tú has trabajado mucho desde la sociedad civil en contra de la trata de personas. ¿Como alcalde seguirá en tu agenda? ¿Qué puede hacerse desde la alcaldía en este tema?

Claro. He participado en diferentes organizaciones, principalmente desde la prevención de la trata. En la alcaldía hay que trabajar la prevención, que consiste en enseñar qué es la trata, en qué consiste, etc. Pero también hay que combatir ciertas vulnerabilidades. En la mayoría de los casos de trata encuentras chicas con problemas de desintegración familiar y de falta de comunicación con los padres. También ves violencia en casa, abuso. Factores que incrementan la vulnerabilidad.

¿Y desde el lado policiaco?

Hay trata de personas en Miguel Hidalgo, sobre todo en la zona de Tacubaya y en la zona de Tacuba. Como alcaldía hay que combatirlo. Coordinar operativos con la policía, crear canales de denuncia, concientizar a la sociedad. Se necesita un cambio cultural ante cómo vemos la trata de personas y la desigualdad. Muchas veces es un asunto de privilegio, de alguien que tiene lana y se aprovecha de alguien que está en desventaja; que está en una situación de explotación sexual.

Te está respaldando un proyecto en particular. En este caso el proyecto del PRI para la ciudad es el de Mikel Arriola, quien para diferenciarse del Frente y de Morena ha tomado posicionamientos conservadores, en contra del aborto, por ejemplo.

Mikel es alguien muy sincero y valiente que dice lo que piensa, yo lo admiro y creo en su proyecto. Creo en el proyecto de José Antonio Meade. Ellos han demostrado ser algo muy diferente a los malos políticos que ha habido en el PRI. En cuanto a las propuestas conservadoras, yo soy de formación cristiana, pero sí creo que esos valores cristianos los aplico a mi vida personal. No quiero que otros los vivan. Cada quien cree en lo que cree. Jamás le pediría a alguien abortar, sin embargo, es una decisión muy personal. Creo mucho más en prevenir los embarazos no deseados.

Es decir, ¿tú crees en el derecho a decidir; el derecho al aborto?

Sí, creo que es una decisión personal. Ni Gobierno ni sociedad debemos generar mayor conflicto a alguien que está en una situación tan difícil. Creo más en combatir los problemas desde lo positivo que desde lo prohibitivo.

No es una ambición loca de poder, tampoco un tema de que tengo que ganar para que ya no me persigan por corrupción, como es el caso de Víctor Hugo; él trae juicios abiertos.

¿Qué te diferencia de proyectos como el de Magui Fisher o Víctor Romo?

Desde lo que me motiva. No es una ambición loca de poder, tampoco un tema de que tengo que ganar para que ya no me persigan por corrupción, como es el caso de Víctor Hugo; él trae juicios abiertos.

¿Crees que la motivación de Romo es buscar el fuero?

Sí, por un lado, sí. Por otro lado, obviamente en las dos campañas hay toda una estructura de gente que depende de su proyecto y empiezas a ver actitudes desesperadas. Violencia, agresiones, acusaciones falsas.

Tú vienes de una familia tradicionalmente asociada con el PAN, ¿por qué decidiste entrarle con el PRI?

Ellos me invitaron y si hubiera venido la invitación de otro partido también la hubiera considerado. Cuando acepté yo sabía todo lo que implica. Hay un gran descontento con el PRI, con el Gobierno Federal actual; descontento al que yo mismo me sumo. Para mí el partido no define la forma de hacer política y en mi caso no entiendo por qué alguien pensaría que Pablo en el PRI sería diferente a Pablo en el PAN o a Pablo en Morena.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.