Negocios
Inquietud por robo de electricidad a CFE: perjudicará competitividad de industriales
Temen que la empresas productiva del Estado descargue pérdidas en el sector privado.

El robo de energía eléctrica le produce pérdidas a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) cerca de 30 mil millones de pesos, según informó en abril pasado Jaime Hernández, director general de la institución

Este dato ya comienza a generar preocupación entre los industriales regiomontanos porque entienden que deberán asumir esos costos. El sector industrial es un usuario calificado, por su alto consumo de energía eléctrica y las empresas asumirían el costo que genera el robo de electricidad.

"Posiblemente ( el cargo impacta al sector industrial), porque se le se estaría cargando a los usuarios calificados que son en su mayoría, los que manejan grandes consumos de energía, entonces se le estaría cargando un alto porcentaje a este sector", explicó Alejandro Limón, investigador en temas energéticos del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

De acuerdo a datos de la Secretaría de Energía (SE), entre los usuarios de CFE reconocidos como Gran Industria y Empresas Medianas, en 2016 conformaron el 57 por ciento del total de las ventas de la empresa productiva del estado.

Desde el 1 de enero de 2016, la Comisión Reguladora de Energía (CRE) implementó un diseño tarifario, publicado en el acuerdo A/074/2015, que le permite a la CFE alcanzar el Ingreso Requerido (IR), mismo que se aplicará hasta el 31 de diciembre de 2018.

Según una explicación de la Unidad de Análisis Económico de la CRE, este esquema tarifario "se presenta una metodología para la remuneración de las perdidas reconocidas al distribuidor (CFE)".

Por otro lado, el investigador asegura que es hasta este 2018 cuando la CFE recuperará de esta forma las pérdidas, pues anteriormente las absorbía.

"No hay que olvidar que este porcentaje de pérdidas ha disminuido con el tiempo, de 2013 ha bajado de 18 por ciento a 14 por ciento y tiene la meta de llegar a 2022 al 8 por ciento", dijo.

Asimismo, añadió que debido a que en el mercado energético nacional existen pocos suministradores de energía, las empresas cuentan con limitadas opciones de obtener el servicio.

En ese sentido, el documento de la consultora PwC," El nuevo suministro eléctrico en México", señala que la reducción en costo es la variable principal por la cual las empresas buscan nuevas opciones de suministro.

"Pudiera afectar (en la competitividad de las empresas), hay muchas otras variables, pero es algo que todas las empresas tienen considerado: los costos de la energía. Entonces, sí pudiera ejercer algún impacto por ese lado", añadió el experto del CIEP.

Por su parte, la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) no emitió un respuesta al ser consultado sobre este tema; mientras que la Cámara de la Industria de la Transformación de Nuevo León (Caintra) dijo que al momento no cuenta con un análisis sobre el impacto en las empresas que podría tener esta imposición.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.