Negocios
Nuevo Aeropuerto: gana contrato firma acusada de corrupción en El Salvador
La italiana Astadi construyó una presa en un terreno irregular y sensible a los sismos.

 El Centro de Transportes del Nuevo Aeropuerto de la CDMX quedó para un consorcio integrado entre la regiomontana Arendal y la italiana Astaldi. El proyecto tendrá un costo de 6,498 millones de pesos y se trata de un edificio de transición entre la nueva terminal aérea y los servicios de transporte público que utilizarán los usuarios y personal del aeropuerto.

De acuerdo con datos del gobierno federal, la construcción tendrá una superficie de 81,640 metros cuadrados repartidos en cuatro niveles, en los que habrá cajones de estacionamiento, operaciones de autobús, Metrobús, Metro y autos en alquiler, además de diversos espacios comerciales.

Este movimiento generó dudas desde el comienzo porque Astaldi compitió con gigantes como ICA, La Peninsular y OHL y ofreció una cantidad de gasto para la obra muy menor, tan inferior que despertó inquietud entre las firmas que suelen competir ya que las dudas se vuelcan a la viabilidad de la obra.

A esto se suma un antecedente complejo. En El Salvador Astaldi abandonó la  construcción de la presa El Chaparral y aún así cobró el contrato con el gobierno del país centroamericano, como una compensación.

La investigación sobre posibles irregularidades sigue sin resultados en la Fiscalía de dicho país. Lo grave es que según geólogos en 2014 el suelo en el que se comenzó a construir la represa no era suficientemente sólido y los encargados de la obra lo sabían y aún así la iniciaron, según reveló la Fiscalía entonces.

Esto obligó a hacer movimientos que encarecieron la obra $64 millones más, según explicaron técnicos el año anterior. A pesar de que los mismos supervisores de la obra advirtieron numerosas irregularidades, el gobierno del ex presidente Mauricio Funes pagó $108.5 millones a Astaldi aun cuando dejó inconclusa la construcción de la presa, ubicada en el municipio de Carolina, departamento de San Miguel.

Es un antecedente muy complicado en México porque el Nuevo Aeropuerto es un tema de campaña y la principal objeción de Morena es la superficie en la cual se construye.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.