Transición
Esquivel se reúne con banqueros para desacreditar a Robles: "AMLO no lo apoya"
El futuro subsecretario de Egresos busca disipar el nerviosismo de la propuesta que instala el PT en San Lázaro.

"Benjamín Robles no comprendió el mensaje o López Obrador está jugando otra vez a un doble mensaje, como hizo con el Aeropuerto, con las Reformas y tantas otras cosas", repiten algunos banqueros, muy preocupados con la poca claridad que transmite el futuro gobierno en torno a la relación que establecerá el Ejecutivo con el Banco de México. Comentarios que, según pudo saber LPO, son rebatidos por Gerardo Esquivel en reuniones privadas con sus máximos directivos.

El problema empezó con un confuso comentario de AMLO, quien culpó de antemano al Banxico por los posibles desajustes en la macro, justo unos días después de su gélida reunión con Alejandro Díaz de León. Un puñado de días después, desde el PT salía Benjamín Robles a anunciar una iniciativa para modificar la Ley del Banxico, movimiento que fue leída como una presión más hacia el banco central.

El equipo de Carlos Urzúa reaccionó entonces con una filtración de último momento, anunciando que sería Jonathan Heath el próximo subgobernador, en reemplazo a Manuel Ramos Francia. Un mensaje de paz hacia los mercados, pues se trata de un economista con una larga trayectoria vinculada a los bancos. LPO reveló que fue Heath el que organizaba las presentaciones de Carlos Urzúa entre banqueros, una vez que fue destapado para Hacienda. 

Robles ya instala en San Lázaro su proyecto para el uso de las reservas del Banxico


Entonces, ¿por qué Robles siguió adelanto con la presentación de su iniciativa en San Lázaro? Esa es la pregunta que Gerardo Esquivel intenta despejar en reuniones privadas con directivos de las instituciones financieras. "Robles no tiene el apoyo de AMLO, y nosotros en Hacienda vamos a defender la autonomía del Banxico", repite Esquivel en estas citas.

Hay que recordar que el diputado del PT busca modificar los objetivos del Banco de México, para que también deba trabajar por el "desarrollo y el crecimiento", un atajo que ya aplicaron otros presidentes de la región en los últimos años, como Cristina Kirchner y Rafael Correa. 

Esquivel dice a los banqueros que este proyecto no forma parte de los intereses del Gobierno, y que la iniciativa quedará congelada en San Lázaro. "Es una barbaridad. No sé qué le pasó a Benjamín. Es imposible, una locura hacer eso. Sería tirar la economía por la borda", dijo públicamente Delgado, el economista itamita de AMLO. 


Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.