Pemex
Moody´s pone en una encrucijada a AMLO: "Rescata a Pemex o salva la nota crediticia de México"
Para la agencia, no se puede rescatar a Pemex sin afectar las finanzas. Hablan de revisar la nota. Apoyan la idea de una reforma fiscal.

López Obrador se encuentra en un trilema: Rescatar a Pemex, mantener la responsabilidad fiscal y/o ejecutar su agenda de desarrollo con gastos sociales y de inversión. Para la agencia calificadora Moody's, la 4T, profundamente limitada, no podrá atender todas y deja en la encrucijada de decidir si rescata a la petrolera o evita el deterioro de las finanzas públicas. Todo no se puede. 

En un encuentro con la prensa, el analista soberano de esta calificadora declaró que el foco de preocupación ya no está puesto sobre la petrolera, sino en la posibilidad de que se vea afectada la perspectiva de la nota del soberano y alerta que este año podría haber una modificación, pero todo dependerá de cómo se verá la fotografía para México y Pemex después del 2020. "Sí hay presión, pero no es inmediata", reconoce.

Son varias las aristas en el análisis que hace y que buscan con urgencia resolver en un encuentro con las autoridades actuales para la primera parte del año. Por ejemplo, ahora contempla que el T-MEC pudiera no concretarse este año y les preocupa que AMLO no logre retener la inversión en medio de los cambios en las políticas públicas que la 4T está implementado.

Moody's desaprueba apoyo de AMLO a Pemex: "Insuficiente y complica metas de Urzúa"

Pero lo que pone a López Obrador en una encrucijada es la promesa reiterada de rescatar a Pemex que choca con otra oferta, que hasta ahora parece inamovible: no incrementar impuestos. "Toda medida que tomen generará otro tipo de presión en otro lado o dejará ganadores y perdedores", reflexiona Reusche.

Cunado el Gobierno anunció el apoyo por 107,000 millones de pesos a Pemex, la respuesta del mercado fue aplastante: el incremento en las primas de riesgo de bonos evidenció que los inversionistas descuentan que las calificadoras degradarán a un nivel "basura" los títulos de la petrolera, pues en general, se consideró una medida insuficiente.

Presiones para la deuda

¿Pero qué medidas quedan? Para el analista, Pemex tiene varias salidas, aunque algunas comprometen las finanzas públicas, y con ello a la calificación del soberano, aunque este aún tiene un colchón, pues la calificadora tendría que bajarla hasta cuatro escalones para que el país perdiera su grado de inversión.

Una de las medidas es que Pemex haga uso de su línea crédito este año -que es por 8,000 millones de dólares- con lo que podría cubrir sus requerimientos financieros que anualmente hacienden hasta en 15 mil millones. Pero no es una solución permanente y el Gobierno de cualquier manera tendría que seguir apoyando a la firma en los siguientes años.

Octavio Romero y Andrés Manuel López Obrador

En ese escenario, hay un riesgo para la deuda. "Si Pemex requiere de apoyo del soberano dentro de los próximos tres a cuatro años, la cifra de deuda del soberano solo por el apoyo subiría del 35% del PIB a más de 40%". Agregó que "ahí se empieza a poner la foto más complicada para mantener calificación de A3, sin incorporar un shock extra en la economía o deterioro en cuentas fiscales, -que hasta ahora, cree que no pasará -

Otra opción, que reconoce es la que espera el mercado, es un apoyo cuantioso del merado que los ayude a costear todas sus necesidades de financiamiento y ofrezca garantías de sustentabilidad a futuro, a través de una reducción importante de la carga tributaria de la petrolera.

Es una idea que empujan, como ya explicó LPO, algunos especialistas cercanos a la 4T, un cambio en el régimen fiscal para la petrolera que, lo cual sería positivo para ella, comentó Reusche, pero tendría que estar acompañada de toda una reforma integral al sistema tributario.

La economía creció sólo 2% en 2018 y agrava los temores para el primer año de AMLO

Y es que recordó que los Ingresos que la empresa que dirige Octavio Romero da al Gobierno implican poco más del 2% del PIB, es decir que sin estos recursos, dejaría un hueco en las cuentas fiscales, lo cual se resolvería con más impuestos. Recordó la reforma tributaria del Gobierno anterior.

"La reforma dejó recursos mayores a los esperados por hasta 3.5% del PIB. El reto no es imposible si se diseñan medidas tributarias que se pudiesen estructuralmente aumentar los ingresos por 2% del PIB, pues habría menor presión fiscal y permitiría devolver recursos a Pemex", explicó el especialista, que considera la manera óptima para que AMLO pudiera resolver el trilema.

Sin embargo, hasta ahora el Gobierno no parece inclinarse por esa opción. Para la calificadora, es crucial entonces conocer si el Gobierno es consciente que Pemex requiere más recursos para años próximos y cuál será la estrategia que seguirá y acaso, qué promesa de campaña tendrá que sacrificar a partir del año siguiente. Mientras tanto, la calificación crediticia Pemex está al borde de no valer nada y la soberana en un alto riesgo. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.