Seguridad
Gertz suma a Gallo a la Fiscalía General y genera fricción con Durazo y Sedena
Historias de conflictos. La reunión de Sandoval y AMLO con el G10. La oferta fallida del secretario de Seguridad.

Tras abandonar la Secretaría de Seguridad de San Pedro Garza García el pasado 22 de febrero, Felipe de Jesús Gallo se suma ahora al staff directo de Alejandro Getz Manero. El movimiento del fiscal general tiene un costado político y que genera fricciones con otros funcionarios.

En el último viaje de Andrés Manuel López a Monterrey, el presidente se reservó dos horas de agenda con un comprimido que las autoridades locales desconocían. El mandatario aprovechó para hablar con algunos de los principales hombres de negocios y el tema fue la delicada situación de la seguridad en San Pedro Garza García. AMLO estaba acompañado por el general Crescencio Sandoval. Allí se terminó de definir la salida de Gallo de la administración de Miguel Treviño. El titular de la Sedena le dijo a los hombres de negocios que Gallo debía irse por sus pleitos con los militares locales. 

Quienes cuentan esa historia aseguran que hubo un momento de tensión en el cual el general dijo que si Gallo no renunciaba no habría el menor respaldo militar para el municipio más rico del país. Gallo se fue y a los pocos días llegaron los refuerzos.  El Grupo Reforma publicó un encendido editorial al respecto.

Meses antes de sumarse al satff de Treviño, Gallo había sonado muy fuerte, en plena transición, para ser comisionado de Seguridad Nacional, cargo que venía de ocupar Renato Sales. Este último había hablado a Alfonso Durazo muy bien de Gallo. Tuvieron algunas reuniones pero luego esa chance se cayó. Durazo disolvió el puesto y luego comenzó a hablar mal de Gallo con las autoridades estatales de Nuevo León. El secretario de Gobierno Manuel González dio larga cuenta de ese malestar.

Ahora Gallo vuelve a aparecer a un nivel muy alto. Ocupará una coordinación clave para Gertz Manero como es la coordinación Métodos para la Investigación. Gertz conoció a Gallo en foros de seguridad que se hicieron durante la transición pero lo cierto es que quien se lo terminó de recomendar fue un ejecutivo top que también lo había apoyado para San Pedro. Nunca se podrá decir que Gallo no tiene amigos importantes.

Ahora la duda es cómo seguirá la relación de Gertz con Durazo y con Sandoval teniendo a Gallo despachando a solo cinco metros de su oficina, la que está once pisos arriba de la glorieta de Insurgentes, en la CDMX.


Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.