Fuerzas Armadas
Bachelet comparó la violencia en México con Pinochet: "Cifras de muertes igual a una guerra"
La alta comisionada de la ONU firmó junto a AMLO un convenio en derechos humanos para la Guardia Nacional.

Michelle Bachelet, alta comisionada de la ONU para los derechos humanos, firmó un convenio de colaboración y asesoría con el Gobierno de México. Junto al presidente López Obrador, la también expresidenta de Chile deseó que la Guardia Nacional acabe con el "paradigma" de seguridad y violencia de los últimos dos sexenios años en el país.

"La Guardia Nacional representa la oportunidad para construir una corporación que haga compatible las obligaciones sobre el Estado en materia de seguridad y al mismo tiempo salvaguardar los derechos humanos de sus habitantes", declaró Bachelet por la mañana desde el Palacio Nacional.

Destacó además la disposición de la nueva administración para acceder a la colaboración internacional con el fin de garantizar mayor seguridad pública y el pleno respeto a derechos humanos, mudando de "paradigma". Pues el anterior "ha desprotegido a las personas y ha sido una fuente de agravio para sus derechos".

Se activa operativo clamor para que AMLO dé el control de la Guardia Nacional a la Marina

"En un país federal como es México, en donde las policías estatales y municipales cuentan con amplias facultades en materia de seguridad, es imposible disociar su operación con el que tendrá la Guardia Nacional", añadió la titular de la oficina para los Derechos Humanos.

Más tarde, durante su discurso de cierre de su visita a México, Bachelet Jeria afirmó que el país registra cifras de muertes violentas propias de un país en guerra: 252 mil 538 personas asesinadas desde 2006. "Para mí es una sorpresa todo lo que me he encontrado", declaró en la charla que ofreció dentro del Centro Cultural España.

Compartió que al reunirse con familiares de víctimas de desaparecidos descubrió los mismos "gritos, las mismas peticiones de verdad y justicia, las mismas canciones" que en Chile con las víctimas de la dictadura de Augusto Pinochet.

"Fue también traerme de vuelta esos dolores, eso que me tocó vivir en mi país", añadió. "Fue emocionalmente muy fuerte. Fue escuchar un dolor que no era desconocido para mí. Era como volver a una parte de mi historia y mirar desde mi cargo actual cómo yo puedo apoyar a que el país avance".

"Pero por otro lado también en mi país pudimos avanzar, en todas las líneas que ustedes tienen como desafío -completó la chilena-, en las líneas de la justicia, de la verdad, de hacer mecanismos que permitan las garantías de no repetición".

No obstante, subrayó que las nuevas autoridades del país "han reconocido que México tiene una crisis de derechos humanos y por tanto también la voluntad".

"Esta ha sido la desalentadora realidad en los últimos lustros, en el que los distintos cuerpos de seguridad del país, no sólo fueron incapaces de reducir los alarmantes niveles de crímenes y abusos, sino que ellos mismos fueron protagonistas de vejaciones inconcebibles en una democracia".

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.