Apoyo
AMLO renegocia US$ 8,000 millones de deuda en Pemex con HSBC, JP Morgan y Mizuho
Se amplió el plazo de pago a cinco años y se bajó la tasa de interés. La reacción en los mercados.

Andrés Manuel López Obrador logró un acuerdo con tres importantes bancos para renovar y ampliar las líneas de crédito de Pemex. El anuncio dio un respiro en el mercado pero los especialistas dudan que esta estrategia aminore las intenciones de las calificadoras de bajar su nota para la petrolera mexicana. 

En realidad, fueron dos anuncios de este lunes: el primero, enfocado a la certidumbre financiera para inversionistas y el segundo en cuanto a su carga tributaria. En el primer caso, Carlos Urzúa, secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), informó que se refinanciará la deuda por 2,500 millones de dólares y se renovarán dos líneas de crédito revolvente por 5,500 millones de dólares, es decir, 8,000 millones, monto similar al requerido para la construcción de la refinería de Dos Bocas y que significa el 7.5% de la deuda total de Pemex. 

López Obrador no dio indicios de si estos recursos podían destinarse a este proyecto, sobre el cual rondan amplias dudas precisamente sobre su financiamiento: "Este es un fondo que se va a utilizar si es necesario, de acuerdo con las circunstancias. Como se dice coloquialmente, ?por si las moscas'", se limitó a decir.

Dos Bocas impide que Pemex pueda volver al mercado de deuda

A pesar de eso, al conocerse la notica de este acuerdo firmado entre HSBC México, JP Morgan y Mizuho Securities y bajo la cual el pago de la deuda se alarga de tres a ocho años con mejores tasas de interés, los bonos de la petrolera mostraron una reacción inmediata positiva, sin embargo, a lo largo del día perdió el impulso.

"Fue un gran paso, pero no trascendió más en los mercados", consideraron analistas en diálogo con LPO. "Aun faltan elementos para ver la fotografía completa, la rentabilidad y la factibilidad de las medidas anunciadas", explicó Alain Jaimes, analista de Signum Research.

Por eso, no es claro si será suficiente para quitarle la presión de las calificadoras, que han sido muy críticas a la construcción de la refinería. Tras el anuncio de que el Gobierno tomará en sus manos el proyecto, Moody's reaccinó afirmando que los cálculos en cuanto a tiempo y recursos fueron "optimistas.

Además, aún falta el Plan de Negocios para Petróleos Mexicanos. Tanto funcionarios de esta empresa como Urzúa apuntan a que se dará conocer hacia junio, pero en un primer avance, el segundo mensaje se destinó a dar a conocer un nuevo incentivo fiscal. Pero nuevamente, no queda claro entre los expertos cómo se instrumentará.

Andrés Manuel López Obrador y Nuno Matos, CEO de HSBC; Felipe García Moreno, de J.P. Morgan México, y Jerry Rizzieri,de Mizuho Securities 

"Lo que se va a hacer, -explicó Urzúa-, es que se va a permitir a Pemex migre pozos que tengan una producción de hasta 250 mil barriles diarios de petróleo en promedio junto a 150 mil que ya se tenían antes. Con esto, Pemex ya tendrá 400 pozos que producen 4 mil barriles, eso le dará un respiro a Pemex y ayudará a que algunos de estos pozos que no eran rentables ahora puedan volver a explotarse".

Fue una declaración confusa que no permite entender si la migración de los contratos en Pemex a los que se les reducirá su carga fiscal será en cuestión de pozos o de campos petroleros, sobre los cuales, si bien en ambos casos será mucho más amable para Pemex, si implican consideraciones diferentes y por tanto, impactos en la federación.

"Se equivocan quienes dicen que no hay obra calificada en México para hacer Dos Bocas"

Se espera que la dependencia dé más luz al respecto. Por lo pronto, solo se precisó que este incentivo fiscal permitirá reducir el monto del pago por concepto del Derecho por Utilidad Compartida y significará una reducción de por lo menos 30 mil millones de pesos hacia el final del ejercicio fiscal del presente año. "Esta disminución de la carga fiscal liberará recursos que podrán ser utilizados por Pemex para incrementar la inversión en exploración y producción, así como para mejorar su balance fiscal", dijo.

Alejandro Limón, especialista del sector por parte del CIEP, recordó que disminuir el monto que paga Pemex por derecho de utilidad será un paso importante de desahogo para la empresa estatal, pues tan solo el año pasado equivalió al 80% de la renta petrolera y el 7.4% de los ingresos de la federación. "Es una partida doble, le ayudas a Pemex pero puedes golpear las finanzas públicas". 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.