Renovación
México se mete en la pelea por la sucesión de Lagarde en el FMI
La obsesión de Agustín Carsten encuentra un desafío en la 4T. Los rumores sobre una postulación de Gerardo Esquivel. ¿Meade es opción?

 La renuncia de Christine Lagarde reabre una vieja discusión geopolítica: ¿cuál es el rol de los países emergentes en el escenario de los organismos financieros mundiales? Existe una regla no escrita: el director gerente del FMI siempre ha sido europeo -salvo dos cortos mandatos interinos de transición, en manos de EU- así como el presidente del Banco Mundial siempre ha sido estadounidense.

En las últimas horas, para México se reabre una oportunidad ya conocida, que no logró concretar en los últimos años: romper con esa tradición y colocar por primera vez en la historia un director gerente latinoamericano en el corazón de los organismos financieros globales. ¿Habrá margen para hacerle frente al bloque europeo, que en los últimos años también contó con el apoyo de China y Rusia?

"Nunca nos darán la dirección del FMI, Gurría es el exponente del techo que tenemos los mexicanos", explica con pesimismo un hombre de la 4T, aunque reconoce que podría haber una postulación que encolumne a los países de la región. México ya tuvo un candidato muy potente para ocupar ese lugar: Agustín Carstens se postuló en dos oportunidades, sin éxito.

El ex titular del Banco de México tiene un larga carrera dentro del FMI: fue miembro del directorio Ejecutivo de la institución durante 1999 y 2000, subdirector gerente entre 2003 y 2006, y presidente del Comité para el Desarrollo del FMI y el Banco Mundial de 2007 a 2009.

Pero sin dudas, el punto más alto de Carsten fue en 2011, cuando Dominique Strauss-Kahn salió eyectado de la institución, denunciado por agresión sexual e intento de violación. En ese momento, el economista mexicano compitió cabeza a cabeza contra Christine Lagarde.

Lagarde representó entonces la renovación del Fondo y contó con el apoyo inquebrantable de los europeos y su aliado en esta regla de oro, Estados Unidos: sería la primer mujer en convertirse en directora, y además no era economista, sino abogada. Una verdadera revolución para un organismo que estaba seriamente cuestionado por su desgastada ortodoxia. Los latinos quedaban de nuevo relegados.

En 2015, fortalecido por su designación como presidente del Comité Monetario y Financiero Internacional del FMI, Carstens intentó postularse otra vez. Soñaba con un nombramiento histórico, en un contexto que -creía- lo favorecía: el argentino Bergoglio también había roto con una tradición todavía más ancestral en la Iglesia. Pero la reelección de Lagarde no le dio margen para crecer.

¿Buscará una tercera candidatura? Es la primer gran incógnita que se instaló en el círculo rojo de México. Desde Banxico, algunos de sus ex compañeros lo dan por hecho. Claro, esa pelea requiere de la postulación oficial desde la 4T. "Es el símbolo del neoliberalismo, no lo veo a AMLO postulándolo", dijo a LPO un banquero.

"Tener a un mexicano por primera vez en el FMI sería un logro histórico y una demostración de que López Obrador no está enemistado con los mercados. No descarto nada", se ilusiona, en cambio, un colaborador de Palacio Nacional.

En esta ola de rumores que se disparó en las últimos horas, Gerardo Esquivel también fue mencionado. El economista del Colmex ya le avisó a sus amigos que no piensa dejar el Banxico y que se trata de una versión malintencionada.

"¿Y Meade? Es neoliberal, pero muy valorado por el Presidente. Sería un buen representante", soltó otro asesor obradorista. En efecto, el ex candidato del PRI fue el primero en reconocer la victoria de la 4T hace exactamente un año, gestos que López Obrador suele recordar como marcas de fuego.

Una teoría más forzada, y acaso improbable, se instaló en la cabeza de algunos obradoristas: postular a Alejandro Díaz de León para eventualmente liberar un espacio en el Banco de México, en momentos donde el Gobierno busca una política más expansiva del central.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.