Rifa
Empresarios aportarán en rifa casi la mitad del costo del avión presidencial
López Obrador afirmó que no hubo desaires en la cena de Palacio Nacional. Los magnates negaron presión para participar en la rifa.

 Andrés Manuel López Obrador presumió este jueves los compromisos que hicieron los empresarios, ayer, en la cena que ofreció en Palacio Nacional, pues dijo que confirma el respaldo que tiene del sector al no haber tenido desaires y el compromiso fue aportar $1,500 millones para la compra de cachitos de la rifa que promueve, que originalmente ofertaría al avión presidencial.

El presidente confirmó que fueron 75 los empresarios que afirmaron su participación. Entre los asistentes estuvieron María Aramburuzabala, Carlos Slim, Olegario Vázquez Aldir, Emilio Azcárraga Jean, Antonio del Valle, Alejandro Ramírez, Carlos Peralta, Bosco De la Vega, Vicente Yáñez, Ángel Mieres, entre otros, quienes degustaron tamales de pollo y chocolate caliente.

López Obrador confirma rifa pero mantiene avión presidencial

"Ayer ya obtuvimos compromisos de dispersión, compra de boletos, por la mitad de los tres mil millones (de pesos) que estamos pensando obtener, es decir, ayer hubo compromisos por mil 500 millones de pesos", confirmó el presidente, recordando que parte de lo recaudado en la rifa se destinará a la compra de equipo médico.

"Todos expresaron su apoyo. Sin que tomaran la palabra, hubo una manifestación de respaldo a la decisión que se tomó de rifar el avión. Les tengo que agradecer mucho a los empresarios, es un reconocimiento muy especial, primero porque asistieron, tomaron en cuenta la invitación, no hubo desaires, los convocamos y participaron", agregó.

El presidente también confirmó que la hoja de compromiso que circuló ayer en redes sociales en la que se establecían cuatro montos posibles de aportación -el más bajo por 20,000 millones y el más alto por 200,000 millones de pesos- era real.

No obstante, aseguró que no hubo ninguna presión hacia los empresarios: "Les insistí en que nadie se fuese a sentir mal si no participaba o si no estaba de acuerdo, que éramos libres", indicó López Obrador, quien mantuvo en el anonimato estas participaciones. Incluso dijo que uno promovió que se repartieran los cachitos comprados en comunidades indígenas.

El comentario coincide con el de algunos empresarios que fueron interceptados por la prensa tras este encuentro, quienes afirmaron que no se sintieron presionados y el presidente había sido "respetuoso".

AMLO afirmó que el cheque por $2,000 millones es solo "un adelanto" del caso Telra-Infonavit

Esta mañana, el empresario José Zozaya, presidente de Kansas City Southern, en entrevista con Radiofórmula reiteró lo dicho: "No hubo ni sablazo ni extorsión. Fue una invitación más bien, fue muy abierto el escenario, muy clara la invitación del presidente y los invitados podían hacerlo de una vez o más adelante".

El empresario aseguró que "muchos salimos con la hoja en la mano", aceptando que entre esos estuvo él, ya que el presidente dejó claro que podría decidirse en otro momento. Explicó que él lo analizaría con sus accionistas. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.