Indicadores
La 4T sigue perdiendo la confianza de los empresarios constructores para invertir en México
El mercado sigue considerando que no es un buen momento para sus negocios y esa percepción empeora en este sector industrial.

La confianza del sector empresarial para invertir en México sigue sin repuntar. Lejos de eso, en algunos sectores ya se ven focos rojos, como es el caso del sector de la construcción -clave para la reactivación económica- que lleva el mismo tiempo de la administración de Andrés Manuel López Obrador en terrenos negativos.

Este lunes, el INEGI dio a conocer los indicadores sobre confianza empresarial en febrero y en el rubro de construcción se observó una caída de 3.1% frente al año pasado, ubicándose en los 46.2 puntos, lo que significa que ya 16 meses por debajo del umbral de los 50 puntos.

López Obrador afirma que el coronavirus no desatará una crisis económica en México

Hay que señalar que en los distintos conceptos que muestra este indicador, la caída más fuerte se concentra en el que refiere a si es el momento adecuado para invertir. El 77% de los participantes opinó que no.

Los datos deben hacer eco para el equipo económico de la 4T que ha puesto parte de sus expectativas de crecimiento económico en los proyectos de construcción que contempla el plan de infraestructura y la aceleración de algunas licitaciones para que arrancaran desde el inicio de este año.

Y es que la caída del PIB durante 2019 se atribuye principalmente al debilitamiento de la actividad industrial, en especial de la minería y de la construcción, que reportaron caídas de 5.0% y 5.1%, respectivamente.

Particularmente la caída en la construcción forma parte importante de la constante disminución del gasto en inversión física por parte del sector público que, de acuerdo con las cifras de finanzas públicas, en el 2019 se contrajo 11.8% en términos reales, lo que contrasta con el aumento de 8.5% que se había presupuestado para ese año.

De acuerdo con un análisis del CEESP, dicha reducción incluye el debilitamiento del PIB de la construcción de obras de ingeniería civil donde se concentra la construcción de infraestructura, que en 2019 se contrajo 6.1%, para acumular seis años consecutivos con variaciones negativas.

Pesimismo generalizado

Si bien la construcción es el sector que más sufre de la falta de confianza, el pesimismo se generaliza. En este mes, el indicador que se enfoca en el sector manufacturero fue el que mostró una caída más fuerte de 5.8% frente a febrero de 2019, al ubicarse en los 47.6 puntos y sumando 5 meses consecutivos a la baja; mientras que el comercio cae 3.7%, sumando 4 meses de caídas.

Estos datos son consistentes con la encuesta que presentó también este día el Banxico en cuanto a las expectativas de los especialistas del sector privado. En lo que refiere a la percepción del entorno económico, el 53% considera que la coyuntura actual para realizar inversiones es un mal momento. Según esta encuesta, el 62% de los especialistas considera que la economía permanecerá igual que hace un año, es decir, en estancamiento.

Cabe decir que, en la misma encuesta, los analistas redujeron su pronóstico de crecimiento económico al pasar de 1 a 0.91% para el cierre de este año y consideran que la economía de 2021 crecerá solo 1.60%, uniéndose a otros recortes que han hecho otros organismos financieros y económicos tanto nacionales como internacionales.

Para el gobierno, la entrada en vigor del T-MEC será otro de los factores que podrán impulsar la economía -Hacienda contempla que puede crecer hasta en 2%- sin embargo, entre el sector empresarial aún persiste incertidumbre de la fecha real en que entrará en vigor y si ésta no se verá afectada por el proceso electoral en Estados Unidos.

Banxico se aleja de Hacienda y recorta su pronóstico de crecimiento a 1% para el 2020

Además, este año los factores externos siguen cimbrando la economía nacional. Si bien disminuyó la tensión comercial, ahora es el tema del coronavirus y el temor de los impactos que pueda tener en la economía mundial, por lo que para los empresarios es crucial que el gobierno reestablezca la confianza local.

Pero el atraso de la presentación de los proyectos en energía que conformarán el Plan Nacional de Infraestructura también dan prueba de los desencuentros entre el sector empresarial y el gobierno. En sus últimas declaraciones, Alfonso Romo aseguró que ya se analizaban los proyectos propuestos por la inversión privada, pero como relató LPO, la falta de acuerdos ha retrasado indefinidamente su salida

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.