Estados
"Reactivar el sector automotriz en Puebla todavía es un riesgo"
Olivia Salomón, secretaria de Economía de la entidad, habló con LPO sobre la reapertura y la actualidad sanitaria del estado.

 En un gesto difícil de ver al interior de la 4T, el gobierno morenista de Puebla decidió retrasar una quincena la reapertura de la industria automotriz que el presidente López Obrador había fijado para el primero de junio en todo el país.

En el despacho que mantiene en un lujoso club de golf de la capital poblana, negocio que dirigía antes de entrar en política, la Secretaria de Economía del Estado, Olivia Salomón, recibió a LPO los últimos días de mayo y contó por qué tomaron la decisión de poner freno a un sector que genera la mitad de la economía del estado, sus consecuencias y las perspectivas ante la nueva normalidad.

¿Cual ha sido el impacto del cierre de la industria automovilística en Puebla durante la contingencia?

En todo el mundo fue un shock para las economías y no fue diferente en Puebla. La industria automotriz representa un 46% del PIB estatal y genera 100.000 empleos, es un impacto importante. Sin embargo la reacción de las armadoras y de toda la industria ha sido extraordinaria con el gobierno del estado y los propios empleados.

¿Por qué tomaron la decisión de retrasar dos semanas la activación de esa industria?

No fue solo esa industria, también la construcción, que el gobierno federal nombró como nuevas esenciales. El gobernador decretó máxima alerta de contagios, traíamos un promedio de 50 casos y de repente subió a 150 casos en un día. En este momento es importantísimo para no desbordar el numero de casos que las personas no salgan a la calle. Estas 100.000 personas que representan la industria automotriz, más la industria de la construcción saliendo al mismo tiempo, creaban un escenario muy complicado. Entonces tuvo que tomar la decisión que fue concertada, tuvimos platicas y tratamos de llegar a un acuerdo con las armadoras y con la industria para hacer un regreso gradual.

Repito que ha sido extraordinario el apoyo de la industria automotriz porque ellos entienden que están en riesgo los trabajadores, que tienen que apoyar a Puebla. Ha sido una decisión muy difícil porque entendemos perfecto que esto es una industria global, entonces hemos estado apoyando y viendo la manera que puedan salir sus compromisos adelante y ellos han hecho el esfuerzo para que el regreso sea gradual. No todos los trabajadores van a llegar la primera semana sino que será gradual, del 30% en adelante.

¿Considera entonces que el gobierno federal se ha precipitado al establecer la nueva normalidad desde el 1 de junio?

No, yo lo que creo es que el gobierno federal ha tenido una visión completa de un país y como ellos mismos han declarado, cada estado tiene su propia complejidad. No creo que se hayan precipitado. Más bien creo, y el gobierno así lo ha expresado, que le corresponde a los estados ir monitoreando en cada región cómo se comporta la pandemia. Es muy diferente la situación en el norte del país, San Luis Potosí, Aguascalientes a lo que esta sucediendo en Puebla o Oaxaca. En base a esa regionalización ahora es como el gobierno federal tiene un semáforo nacional que marca la norma y al que todos los estados estamos respetando y uniéndonos. De ahí los gobernadores tendrán que ir tomando decisiones puntuales, siempre como mínimo el semáforo del gobierno federal, no puede ser más relajado, pero sí poner normas diferentes.

Barbosa anuncia que alumnos no regresarán a las escuelas: "Todos están aprobados"

Tomaron una decisión diferente a la del gobierno federal que impacta en la economía del estado. ¿Es difícil poner la salud de los ciudadanos por delante?

No, creo que es diferente, porque lo que dijo el gobierno federal es que a partir del 31 de mayo se levantó la jornada sana distancia y cada gobernador va a tener que tomar sus decisiones. Sí es una decisión en la que el gobernador del estado dejó plasmado que no había condiciones para reactivar la economía y por supuesto lo número uno es la salud de los poblanos.

¿Qué riesgos implica el regreso? ¿Se han hecho estimaciones de qué impacto sanitario puede tener?

Solo son 15 días, porque es el ciclo de contagio que toma la pandemia. Eso nos dará una idea muy clara de cómo hacerlo. El impacto ha sido a nivel mundial pero me siento muy optimista porque la industria automotriz y de autopartes han hecho un esfuerzo para que estos 14 días no nos perjudiquen y podamos salir con más ímpetu. Están haciendo todos los protocolos, lineamientos, capacitación, todos los preparativos que pide el gobierno federal para el inicio de operaciones.

¿Se han hecho cálculos de las pérdidas o retroceso económico para el estado y el sector?

La realidad es que todas las economías irán en negativo y Puebla no será excepción, pero la industria automotriz es muy potente en el estado. El mundo debe saber que somos una industria confiable. Nos entendemos muy bien con la industria porque ellos entienden lo que significa esta responsabilidad social.

Alrededor de un 20% de las autopartes que usa la industria automotriz en Estados Unidos provienen de México ¿cree que el gobierno de Trump ha presionado a México para la reapertura?

Yo no lo veo como una presión, sino como una realidad. El mercado es global y sabemos la responsabilidad que implica venderle a otros países, sabes que hay tiempos. Es la responsabilidad de impulsar la economía y salir adelante lo más rápido posible.

El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa

Ha habido una negociación con las autopartes ¿qué alegaban ellos para abrir antes?

Han sido muchas pláticas, entendemos perfecto la situación en la que están. Hay ciertas empresas que están muy ligadas a algunas armadoras de Estados Unidos o de otras en México que sí van a abrir. Con ellos hablábamos incluso de separar porque aquí en Puebla tenemos las autopartes que exportan, las que le venden a otras armadoras de México y las que están ligadas a Audi y Volkswagen.

¿Se contempló la posibilidad de que la parte de estas industrias que va a Estados Unidos arrancasen antes por esa necesidad de entrar en la cadena de valor?

Se estuvo contemplando, hemos mantenido comunicación constante con esta industria todos los días y hemos llegado a un buen entendimiento. Finalmente arrancamos a partir del 16 de junio. Aunque quisieran arrancar antes, aún no tienen lo que pide el gobierno federal, que es la certificación de los protocolos sanitarios. Estamos en ese proceso, yo creo que vamos allegar muy a tiempo.

¿Cuántos empleos se han perdido en el estado debido a la contingencia?

En la industria automotriz han estado en paro técnico y no ha habido despidos, es otro apoyo que hemos obtenido de estas empresas. Se podrá medir el impacto fuerte ahora que se empiece a reactivar la economía.

Caintra advierte que la situación del sector industrial es "grave"

¿Considera que Puebla por ese movimiento masivo de trabajadores tiene mayor riesgo de sufrir un futuro rebrote?

Esa era la gran preocupación del gobernador. Si en este momento no hacíamos una contención, no es que habría un rebrote, estamos ahora en el alza, estamos en la zona de mayor contagio. Tenemos la gran ventaja de que la automotriz es una industria con muchos protocolos, tienen todo el antecedente de lo que esta pasando en Europa y entonces los protocolos que están trayendo son superiores a lo que se hace normalmente. La gente que trabaja tiene altos estándares de capacitación, es muy fácil que se entiendan el riesgo de tocar y no guardar la sana distancia entonces creemos que con monitoreo, con responsabilidad, no relajando, vamos a salir.

Volkswagen tenia 100 lineamientos preparados para reforzar medidas de seguridad e higiene. ¿Pese a ello no les convencieron?

No se trata de convencimiento en este momento realmente existe un riesgo muy alto. Hay muchas personas que son asintomáticas y otros que por esta relajamiento que hubo a mediados de mayo seguramente van a presentar síntomas en los próximos días. Entonces, si entrabas el primero de junio, lo que podía pasar es que los empleados que ahora están en sus casas tal vez empezaran a empezar a presentar síntomas, iban a presentar síntomas en los primeros días y para ellos seria más delicado tener que cerrar nuevamente.

El establecimiento de semáforos locales vino empujado por la presión de los estados, ¿cómo se tomo esa decisión?

La decisión la toma directamente el gobernador, hubo reuniones de la CONAGO, de gobernadores donde se tomó la decisión. Creo que solamente son reuniones de comunicación y pude haber distintos puntos de vista, pero todos coinciden en lo mismo: en cada estado se está comportando de manera diferente la pandemia. No es lo mismo los municipios de la zona metropolitana, la que tiene mas contagios, que los del norte del estado que tienen uno o dos casos. No puedes tratar el todo sin ir a detalle. Siento que parece más polémico de lo que es en realidad, un trabajo conjunto donde los gobernadores están dando su punto de vista respecto a las regiones y así lo tienen contemplado y lo vienen apoyando desde el gobierno federal.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.