Negocios
Se desploma Telefónica en Chile y complica la venta de sus activos en Latinoamérica
La compañía española afirma que no quiere "malvender" sus filiales, pero los rendimientos en la región siguen en caída libre.

 Telefónica dice que no tiene "prisa" por desprenderse de sus filiales latinoamericanas. Fuentes de la compañía indican a LPO que verano 2021 no es un ?deadline' para desprenderse de varias de las unidades de negocio que componen Telefónica Hispam, específicamente Colombia, Ecuador, Uruguay y Chile, que acaba de contribuir con su caída a consolidar el año negro de la compañía.

"Hispam son activos que siguen en venta, pero no los vamos a malvender", comentan fuentes oficiales que califican como "especulación" una reciente información que afirma que Telefónica planea acelerar negociaciones para abandonar Chile, Ecuador, Colombia y Uruguay antes de mitad del año que viene.

El año negro de Telefónica: fracasa hasta su plan de retirada de Latinoamérica

Chile ha sido uno de los países con peor desempeño en los nueve primeros meses del año dentro de la cartera de activos que componen la región Hispam

Chile ha sido uno de los países con peor desempeño en los nueve primeros meses del año dentro de la cartera de activos que componen la región Hispam de Telefónica, que no incluye a Brasil. Entre enero y septiembre su cifra de negocios ha caído un 20,6%, al caer hasta los 1.156 millones de euros desde los 1.456 millones en el mismo periodo 2019.

Colombia ha registrado una caída del 12,3% en su cifra de negocios (626 millones al final del 3T) y del 23,8% en su OIBDA desde enero hasta septiembre. Los resultados del tercer trimestre no reflejan el desempeño de Ecuador o de Uruguay, que sí están incluidos en el informe de 2019.

Entre enero y diciembre de 2019, la cifra de negocio de Uruguay fue de 219 millones de euros, prácticamente igual que los 221 millones de 2018. Por su parte, Ecuador totalizó una cifra de negocio de 484 millones a diciembre 2019, un 10.8% menos que los 542 millones registrados a diciembre 2018.

"Se venderán cuando toque, sin prisa", indican desde la empresa a LPO. Telefónica colgó el cartel de "se vende" a las filiales en América Latina en noviembre 2019 y, hasta el momento, únicamente ha logrado concretar su desinversión en Costa Rica.

En 2020, ha vendido su negocio en Costa Rica por 425 millones de euros por la compañía Liberty. La operación -a un múltiplo de 7,4 veces OIBDA-está a la espera de ser aprobada por el regulador local. Liberty es el socio de Telefónica en O2, su filial en Reino Unido.

El CEO de Liberty Global, Mike Friers.

El rumor en el mercado es que Liberty estaría interesado también en adquirir las unidades de Colombia y Ecuador. Según un artículo de Bloomberg del 14 de diciembre, citando fuentes con conocimiento del asunto, las dos empresas estaban manteniendo conversaciones sobre un potencial acuerdo.

Un posible escollo para salir de Colombia podría ser la participación del 32,5% que tiene el gobierno colombiano en la filial de Telefónica. La compañía española, presente en Colombia desde 2006, mantiene una posición mayoritaria con otro 67,5%, sin embargo, la presencia del gobierno en el accionariado puede ser una complicación para elegir al comprador libremente.

El plan de Álvarez-Pallete pasa por concentrar el negocio latinoamericano en Brasil y centrarse en tres mercados europeos: España, Alemania y Reino Unido. El rumor es que su socio de Liberty Global estaría interesando en comprar las unidades de Colombia y Ecuador.

En Hispam, la compañía es dueña al 100% de Telefónica Móviles en Argentina, Chile, Uruguay y México. Tiene también un 100% de Telefónica Argentina, Venezolana y Ecuador. Mientras tanto, en Telefónica Chile tiene un 99,1% y en Perú un 98,9%. Telefónica Hispam representa un 19% de la cifra de negocio y un 5,3% de su OIBDA al cierre del tercer trimestre de 2020.

El plan de acción estratégico del presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, pasa por concentrar el negocio latinoamericano en Brasil y centrarse en tres mercados europeos: España, Alemania y Reino Unido.

Además de vender Costa Rica, la teleco estuvo a punto de deshacerse de su filial en El Salvador por 169 millones de euros, pero finalmente la operación no se materializó. Su cotización se ha caído un 47,7% a lo largo de 2020, un año en que también dejó de ser teleco española con mayor capitalización bursátil tras ser superada por Cellnex en julio. En septiembre fue expulsada del Eurostoxx 50.

El rating de Telefónica está sólo un nivel por encima del "bono basura" para dos de las tres de las agencias de calificación. En noviembre, S&P recortó el rating emisor a largo plazo de Telefónica a "BBB-" y Moody's lo dejó en "Baa3". Esas dos calificaciones están sólo un escalón arriba de "BB+" y "Ba1", los primeros niveles "bono basura" para S&P y Moody's respectivamente. Mientras tanto, Fitch le da un "BBB", dos niveles por encima del terreno especulativo.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.