Negocios
Tras la muerte de 4 trabajadores, Octavio Romero le promete nuevos negocios a Cotemar
La responsabilidad del accidente fue de un técnico de la paraestatal. Una historia de cercanía con el poder.

 La tragedia en la plataforma marina de Pemex E-Ku-A2, en la Sonda de Campeche, será redituable para los dueños de la empresa de servicios Cotemar.  Allí murieron cuatro trabajadores de dicha compañía como consecuencia de un error de cálculo de un técnico de Pemex.  Por eso, Octavio Romero acordó nuevos negocios para la familia Dávila. Cotemar, junto a Protexa, es de las empresas más consentidas por la actual administración de la empresa productiva del Estado.

El control de Cotemar lo tiene Alejandro Villarreal Martínez, un empresario regiomontano que, según el Registro Público de la entidad, tiene al menos seis empresas inmobiliarias en Monterrey. Cotemar obtuvo sus primeros cinco contratos con Pemex Exploración y Producción durante la administración de Vicente Fox en 2002. Con Felipe Calderón la bonanza fue en ascenso.

En el sexenio de Enrique Peña Nieto la empresa consiguió 25 contratos por adjudicación directa con Pemex, algunos de los cuáles recién caducaron hace pocos meses.

La 4T no cambió nada. Es una empresa consentida por Marcos Herrería, director de Administración de Pemex, que suele ponerla de ejemplo cuando grandes proveedores de la empresa se quejan de la demora extrema para cobrar los servicios brindados.

La tragedia en E-Ku-A2 no hará más que incrementar las contrataciones y regularizar deudas que Pemex trae con la compañía.



Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.