Diplomacia30.11.2017
(0)guardarlectura zen
Tillerson dejaría el Departamento de Estado en los próximos días
LPODe acuerdo con reportes, la Casa Blanca planea sacar al canciller y reemplazarlo con el director de la CIA.

 De acuerdo con fuentes al interior de la Casa Blanca, Donald Trump tendría planeado expulsar a Rex Tillerson del departamento de Estado para antes de que termine el año. Su reemplazo, como ya venía sonando desde hace meses, sería el actual director de la CIA, Mike Pompeo; quien a su vez sería reemplazado en la Agencia por el senador de Arkansas Tom Cotton. Desde el verano se rumoraba que Tillerson, tras múltiples humillaciones públicas por parte del presidente, quería abandonar el gabinete, pero de acuerdo con funcionarios cercanos, el jefe de gabinete John Kelly lo habría convencido de esperar por lo menos hasta 2018 para evitar enviar otra señal de caos al interior de la administración.

Desde el principio Tillerson ha sido un canciller particular. Reacio al trato con la prensa, quizá como consecuencia de su larga trayectoria en el gigante energético Exxon, o su falta de experiencia en el sector público, nunca quedó claro cuál era la agenda diplomática de su cancillería.

Tillerson además inició una extraña limpia al interior del departamento, implementando un plan que tenía contemplado expulsar a casi 2 mil funcionarios y recortar los costos de operación en un tercio de lo normal. Desde su llegada ha habido un éxodo de diplomáticos de alto nivel que han sido forzados a renunciar.

El reporte de la salida de Tillerson fue publicado por el New York Times, y aunque no confirman que Trump haya dado el visto bueno al plan para el remplazo, dicen que el presidente ya está cansado de su canciller.

Ha sido un periodo turbulento para el funcionario. Fue sacado de su retiro tras muchos años al frente de una de las compañías más grandes e importantes del planeta, donde lidió con líderes extranjeros y tenía su propio cuerpo diplomático y de seguridad. En su momento el canciller dijo que se unía al gobierno de Trump por un sentimiento de responsabilidad con su nación, acto que fue respondido por el presidente con cuestionamientos públicos constantes a su desempeño. Trump siempre ha ejercido una peculiar diplomacia a través de Twitter y se ha convertido en un obstáculo para los esfuerzos de su canciller en conflictos como el de Corea del Norte. En alguna ocasión Trump recomendó "Rex, deja de perder tu tiempo con el pequeño hombre cohete", dando a entender que las negociaciones no resolverían la crisis con el régimen de Kim.

Gente cercana al secretario reportaron al Times que Tillerson había decidido permanecer un año antes de renunciar, "para retener cualquier dignidad posible", sin embargo, aún si sale para finales de este año, sería el secretario de Estado con la trayectoria más corta en 120 años, excepto por aquellos que terminaron su cargo por cambio de presidente.

El mes pasado el canciller conquistó los titulares internacionales luego de que se supiera que, durante una reunión con el alto mando del Pentágono, Tillerson habría llamado a Trump un "fucking moron". Quizá por solicitud del presidente el secretario convocó una rueda de prensa en la que aseguró que respetaba la inteligencia de su jefe, pero se negó a rechazar haberlo llamado imbécil.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.